Sala de La Verna

Esta maravilla de la naturaleza, en el corazón del macizo calcáreo de La Piedra de San Martín, cuenta con visita guiada, con un seguro recorrido de 800 metros.

Desde 2010 el público puede visitar las imponentes cuevas que componen la Sala La Verna, ubicadas en la localidad vasco-francesa de Saint-Engrace, Aquitania, Francia. Fueron descubiertas en 1953 y son el espacio subterráneo más grande abierto a las visitas en la actualidad.

Esta maravilla de la naturaleza, en el corazón del macizo calcáreo de La Piedra de San Martín, cuenta con visita guiada, con un seguro recorrido de 800 metros, apto para personas con discapacidad.

Para optimizar la visita, se recomienda llevar prismáticos. Asimismo, las temperaturas polares del interior de la Sala hacen necesario el uso de prendas de abrigo y calzado adecuado para la caminata. La temperatura es de entre 6 y 8 grados, dependiendo de la ruta.

A los visitantes a la Sala La Verna se les proporciona casco. Si son visitantes extranjeros, contarán con una audioguía en diferentes idiomas, para no perder ningún detalle de los datos de interés que ofrecen los guías.

Rutas

Hay varias rutas que los visitantes a la Sala La Verna pueden realizar, y cada una está adaptada a las diferentes necesidades y gustos. La primera de las rutas, llamada “Descubrimiento”, es la de menor dificultad y adaptada a personas con capacidades especiales.

Luego se podrá realizar la “Exploración del Río”. Para esta ruta se requiere una edad mínima de 7 años. Se toma un túnel de 660 metros de largo en la entrada de la cueva, antes del acceso propiamente dicho a La Verna.

A través de una larga escalera tallada en la roca se accede al vertedero del río y la presa. Aquí se puede disfrutar de una vista panorámica de la Sala y la galería a la que llegaron sus descubridores. Este trayecto puede realizarse en poco más de dos horas.

La ruta “Chevalier”, de unas tres horas, es de nivel senderista medio y requiere una edad mínima de 12 años. Esta excursión se realiza fuera de los senderos, siguiendo el curso del río hasta la Sala Chevalier.

La ruta “Adélie” es de cinco horas, recomendada para un nivel de senderista experto. La edad mínima para acceder es de 12 años. Es una excursión espeleológica deportiva. Se realiza igualmente fuera de los senderos, siguiendo el río hasta la Sala Adélie. Se recomienda llevar víveres para el camino.

Más largas

La ruta “Aranzadi” dura también cinco horas. Es una excursión espeleológica deportiva y técnica, de nivel deportivo. La edad mínima de los excursionistas es de 14 años. En ella, se accede a la galería de Aranzadi por una escalada de 80 metros. Se requiere llevar víveres para el recorrido.

La ruta “Las Grandes Salas” requiere el día completo para su visita, ya que su recorrido es de 8 horas. Para recorrer Aranzadi y Chevalier en un día, los visitantes necesitan contar con un mínimo de 16 años para disfrutar de este mix de deporte y aventura. También es necesario llevar víveres.

El otro recorrido de día completo es el de la Sala Lépineux, de nivel deportivo experto. Requiere una edad mínima de 16 años. Es una excursión espeleológica deportiva y técnica hasta la base de la Sima Lépineux, entrada histórica a la Sima de La Piedra de San Martín. Requiere llevar víveres.

Califica y escribe una reseña

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Quartier Calla
Sainte-Engrace 64560 Nouvelle-Aquitaine FR
Get directions

¿Es este tu negocio?Solicítalo ahora.

Asegúrate de que la información esté actualizada.